Aprende a hacer mantequilla de hierbas en 5 sencillos pasos.
android apple arrow cart-big-outline cart-full check chef-hat all-grid bullseye lightbulb circle-medium circle-small clock download download enlarge facebook instagram magnifier menu-arrow-down pointer printer share star twitter user-simple youtube scroll-indicator-fire scroll-indicator-arrow scroll-indicator-arrow scroll-indicator-arrow

Mantequilla de hierbas casera:
transforma tu barbacoa fácilmente en pocos pasos

Todo lo que cocinemos en una barbacoa sabrá mucho mejor si usamos distintos tipos de hierbas. Con ellas, transformaremos nuestra comida aportando matices o complementando el sabor de los alimentos. Una de las mejores maneras de experimentar con distintas hierbas para cocinar es mezclarlas con mantequilla. Así, conseguiremos un condimento que triunfará en nuestra mesa. 

Dependiendo del tipo de comida, podrás hacer un tipo u otro de mantequilla de hierbas más sutil o más intensa. Todo variará según la comida que hagas en todo momento, ya que las diferentes variedades de hierbas aromáticas y especias combinarán mejor en función de la preparación que lleves a cabo. 

A continuación, te explicamos qué tipo de hierbas combinan mejor con cada tipo de comida. 

¿Qué hierbas aromáticas para pescado combinan mejor?

Eneldo, cilantro y estragón

  • El eneldo tiene un fuerte sabor anisado. Es fresco y combina mejor con el salmón. Para darle más chispa, sirve la mantequilla de eneldo con un trozo de limón para exprimir. 
  • El cilantro (también llamado coriandro) es una hierba especial, de sabor fuerte y único, que tiene tantos admiradores como detractores. No obstante, con pescado a la parrilla, su gusto cítrico recuerda al limón. 
  • El estragón, de sabor agridulce, acostumbra a encontrarse en mostazas y, aunque también se usa en ensaladas, cualquier pescado blanco a la parrilla se convierte en el alma de la fiesta con esta hierba asiática.

¿Qué hierbas combinan con la carne de ternera y el cerdo?

Orégano, tomillo, romero, perejil

  • El orégano es una hierba aromática y versátil, de aroma terroso y cálido. Su sabor es más intenso si la usamos cuando está seca. Nos servirá para realzar cualquier plato: carnes, salsas, etc. 
  • El tomillo, además de ser una hierba con propiedades curativas, tiene un gusto ligeramente picante que realza el dulzor del cerdo, convirtiéndolo en el mejor amigo de este tipo de carne. 
  • El perejil se usa habitualmente como decoración, pero su sabor fresco acompaña muy bien a la carne de vacuno 
  • El romero, con su intenso sabor y olor, es la pareja ideal del cordero. 
  • Todas estas hierbas también existen en el combinado denominado “hierbas provenzales” o “de Provenza”, igualmente válido para aderezar carnes, además de ser ideal para mezclar con mantequilla.  

¿Qué hierba combina mejor con el pollo?

Estragón, orégano, cilantro, albahaca

  • Además de lo comentado más arriba, el estragón añade una profundidad única al sabor suave y delicado del pollo. Para una mantequilla, con poca cantidad de esta hierba podrás darle una vuelta a cualquier receta donde nuestra ave favorita sea la protagonista. Échale un vistazo a esta receta, hecha con estragón
  • La albahaca es la hierba veraniega por excelencia. De sabor denso y con distintos matices, es muy versátil y combina con distintas carnes y salsas, logrando un tipo de mantequilla con una gran profundidad de sabor. 

Una cosa que no debemos olvidar es que la mantequilla de hierbas también va a las mil maravillas con todo tipo de verduras y hortalizas. Como ejemplo, esta fantástica receta con calabaza

Cómo hacer mantequilla de hierbas en cinco sencillos pasos

Una mantequilla de hierbas es muy fácil de preparar. Sigue estos pasos si quieres que te quede deliciosa: 

  1. Deja que la mantequilla base -con o sin sal, dependiendo de tu gusto- se ablande a temperatura ambiente hasta que sea fácil de usar.  
  2. Limpia y seca al aire la hierba que prefieras. 
  3. Pica las hierbas que escojas o córtalas en chifonada si tus hierbas son de hojas grandes, como la albahaca. 
  4. Mezcla las hierbas picadas con la mantequilla. 
  5. Finalmente, coloca la mantequilla en un recipiente y refrigérala para que se endurezca. 

Utiliza un cuchillo afilado para cortar tus hierbas aromáticas. Así, cada trozo quedará separado y será más fácil de mezclar con la mantequilla.  

La mantequilla de hierbas es un recurso muy versátil para alegrar y dar una nueva dimensión a tu barbacoa. ¡Atrévete a hacerla!